Carencia más atrasos: 4 años y la obra aún no finalizó

Se sabe que muchas instituciones educativas tienen necesidades que paliar, pero ¿cuál es la situación real de ellas?

Escuela Básica N° 15377 Nueva Esperanza.

Voluntarios estudiantes de la Facultad de Arquitectura de la Universidad Católica, participantes de la implementación de la herramienta FOCOapp de reAcción visitaron la Escuela Básica N° 15377 Nueva Esperanza del barrio Don Bosco de Ciudad del Este. Llegaron a la institución luego de un temporal y se toparon con las actividades escolares paralizadas a causas de las múltiples goteras en las aulas. 

Los docentes de la escuela expresaron su preocupación debido a que las carencias no se limitan a las filtraciones sino que también tienen el piso roto, grietas en algunas paredes, no tienen un cercado perimetral completo que proteja a los estudiantes, docentes y a la propia escuela de los potenciales peligros de la calle. 

Escuela Básica N° 15377 Nueva Esperanza.

La directora comentó a los voluntarios que la situación se repite con cada lluvia. El establecimiento escolar tiene 8 aulas de las cuales sólo 5 están disponibles para su uso. De las 5 aulas utilizables 3 tienen graves problemas de filtraciones y además en la sala de la Dirección se debe hacer malabares para poner a salvo los documentos o materiales electrónicos con cada precipitación. Las 3 aulas restantes son inutilizables a causa de una reparación que inició hace 4 años y que aún no finaliza.

Obras inconclusas del 2018

En el 2018, la Municipalidad de Ciudad del Este bajo la administración de Sandra McLeod inició la reparación de 3 aulas con inversión del Fondo Nacional de Inversión Pública y Desarrollo (FONACIDE). Las aulas deberían ser utilizadas por los alumnos del Tercer Ciclo pero 4 años después aún no tienen puertas, pisos, luces o vidrios en las ventanas y son un espacio obsoleto para la escuela que debe ingeniarse para el desarrollo de las actividades escolares.

Obras inconclusas de la escuela Nueva Esperanza.

El único aviso recibido por la Directora fue que la empresa adjudicada se declaró en bancarrota y que por tal motivo no podría seguir ejecutando la obra. En 4 años, Nueva Esperanza no ha recibido una solución y a pesar de que es un problema que surgió en la administración pasada, la administración de Miguel Prieto debe hacerse cargo y resolver el inconveniente.

Lejos de los primeros puestos

En un proceso denominado Microplanificación de la Oferta Educativa, cada año las instituciones educativas recaban sus necesidades en un cuestionario y de acuerdo a esto se realiza anualmente un listado de las escuelas más necesitadas que debe guiar la inversión con FONACIDE. A 4 años de haber recibido la última inversión con este fondo y sin que haya culminado, la escuela cuenta con sólo 5 aulas disponibles para poco más de 200 alumnos. Aún con esto, la escuela se encuentra en los puestos más alejados en el listado mencionado.

Datos obtenidos del Portal de Datos Abiertos del MEC, Alto Paraná 2022. https://datos.mec.gov.py/data/establecimientos_escolares_priorizados_elegibles_fonacide

La inacción de las autoridades ante estos hechos afecta bastante a los niños de la escuela ya que no cuentan con las condiciones adecuadas para su formación. La directora resaltó que los alumnos disfrutan de volver de forma presencial pero con estas condiciones sólo se dificulta aún más  la reincorporación a las actividades.

compartir en:

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en whatsapp
Carencia más atrasos: 4 años y la obra aún no finalizó
Emilce Sosa
Autora

Artículos relacionados

Educación
Estudiar y trabajar en Paraguay
Educación
Ser parte de un Centro de Estudiantes
Educación
En esta escuela, los relojes no funcionan